jueves, 26 de diciembre de 2013

"'Tá to"

Algunas veces pienso que como dominicanos no nos duele nada de lo que suceda con nuestra cultura (bailes, artesanía, culinaria, carnaval, etc.). 
Lo digo porque está ocurriendo una serie de situaciones, que me dejan avergonzada, deseosa de zarpar del país, “soltarlo en banda”, como decimos a nivel popular.
¿Cómo es posible que en una Feria Artesanal se esté vendiendo una caja vacía de un whisky con una ranurita en el medio como reciclaje, dizque porque la caja es bonita como alcancía?
¿Cómo es posible que en un relanzamiento de un ballet folklórico se presente una coreografía de un merengue, representando las muñecas sin rostro, que más bien se adapta a una gala de carnaval, como comparsa de creatividad?


 ¿Cómo es posible que se presente un baile con vestuarios alegóricos a las pellizas que venden en la autopista Duarte, que más bien es comparsa de fantasía para una gala de carnaval, que un baile folklórico en sí?
¿Quién se encarga de corregir estas anomalías? ¿Quién se encarga de corregir el programa que regirá en el espectáculo con una serie de errores de contenido?
¿Por qué en el programa de las presentaciones de los grupos de proyección folklórica se describen las danzas que han desaparecido como si aún estuvieran vigentes y no como danzas que se recrean y que pertenecen al folklore antiguo?
¿Por qué un maestro de ceremonias e investigador folklórico al presentar la tumba, uno de los bailes incluidos en el programa del espectáculo, cuando invita al público a disfrutar de la misma termina con la expresión "tá to"?
Un grupo que nos represente debe tener conciencia de lo que baila, canta y toca. No podemos creer que el público que observa un espectáculo folklorico sea ignorante, porque ahí viene el descrédito y si es una persona que desconoce nuestra cultura peor, porque aprenderá cosas que nunca verá de los grupos originarios.
Una grupo de proyección folklórica que su conjunto musical interprete un gagá acompañado de güira es para que se burlen de nosotros en el extranjero.
Lo peor de todo esto es que la gente que conoce la realidad no se atreve a opinar y a medida que pasa el tiempo estos grupos van deformando todo y lo que hacen es una mala proyección. ¡'Tá to

----------------------------------------------
Xiomarita Pérez
Columna Folcloreando publicada en Listín Diario el 26-12-13.

5 comentarios:

  1. Tremendas verdades, Xioma. Las comparto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si me quedo callada estoy en complicidad. Por lo menos hago las críticas, las cuales quedaran plasmadas por escrito. Gracias por leerme.

      Eliminar
  2. 100% de acuerdo. Es más triste aún si la actividad se hace por hacerse, si saber cómo está relacionada con nuestra identidad...

    El mes pasado visité el Visité el Festival de Atabales de Sainaguá. Fue un poco decepcionante. Me gustó que expusieran las camisetas de entregas previas del festival, que obsequieran la agenda de esta entrega y la de entregas previas con información sucinta, el cuidado que exhibe el recinto con murales pintados, los cuadros colgados con los reconocimientos obtenidos, la venta de comida y los comercios aledaños, pero cuando pregunté a dos de las vocales cuyas fotos aparecen en el programa por qué estaba el difunto Don Linda (Guloya), D.E.P., en una de las camisetas del festival no supo decirme ni por que él ni distinguir entre los Guloyas, gagá y palos. Con cada pregunta sencilla (¿por qué la procesión que llega (llegaba una) es para San Antonio?, etcétera) fue más evidente el arro' con mango.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
    2. Angélica, que bueno que no solo a mí me duelen estas cosas. Ustedes comentando tambien están aportando y me siento satisfecha de que tienen conciencia de lo que está sucediendo con nuestra cultura.
      Gracias por aportar a esta causa.

      Eliminar